El mundo del motor, no solo en Alcalá la Real sino a nivel andaluz, ha mostrado su tristeza y consternación por la muerte, el pasado día 25, del piloto libanés afincado en Alcalá la Real, Gaby Chalhoub. Especialmente, desde el Motor Club Alcalá se ha mostrado el pesar de toda la familia del automovilismo en nuestra localidad a través de una nota en la que se asegura que “El mundo del automovilismo lamenta esta gran pérdida de un piloto que durante los últimos años participó en las pruebas andaluzas y en la Subida a la Mota, dándole la despedida el domingo en un emotivo funeral. Desde el club queremos dar nuestro apoyo a los familiares más directos así como desear la recuperación de María José que se encuentra actualmente hospitalizada”.

El piloto de 46 años, de origen libanés, pero afincado desde hacía muchos años en Alcalá la Real, moría el pasado viernes en un accidente de tráfico ocurrido en Badajoz, y era enterrado este domingo en Alcalá la Real. Desde la Federación Andaluza de Automovilismo, su presidente, Francisco Melero, ha tenido palabras de elogio y reconocimiento hacia Chalhoub, sobre el que ha dicho que “además de un buen piloto, era un excelente compañero”.